Acerca de

Arturo R. Lomelín

¡Hola! Ántes que nada gracias por el tiempo que has dedicado a navegar la web y problablemente el canal de YouTube.🙂

Es un honor que quieras saber un poco acerca de mí, a continuación te contaré un poco, te recomiendo en especial los videos porque es más sencillo compartir algúnas experiencias en ese formato.

Historia 

Mi Historia

Empezare por contarte los datos aburridos, para darte contexto al rededor de lo que ha sido mi camino. Te cuento que nací en la Ciudad de México en el año de 1989, al momento de escribir esto tengo 33 años de edad. Tuve la bendición de poder Soy una persona increíblemente curiosa, me apasionan las historias y estoy entregado al camino espiritual. Además de haber creado Universo Hindú, actualmente me dedico a consultar, diseñar, e implementar estrategias de crecimiento para pequeñas y medianas empresas, tuve la oportunidad de fundar una agencia y llevamos 3 años.

Soy egresado de la Universidad Panamericana, estudié la carrera de Administración y Negocios Internacionales y me gradué en el año de 2012. Respeto mucho a la Universidad y estoy muy agradecido con Dios y con mis padres por haber tenido la oportunidad de haber asistido, aprendí una enormidad y muchos aspectos de estructura me permitieron formar varios años más tarde la agencia. Sin embargo, tengo que contarte que al momento de elegir una carrera no tenía idea quién era realmente y qué quería de la vida (aún sigo descrubiendolo gracias al sendero espiritual). Simplemente me deje llevar por lo que escuchába a mi alrededor y adopté metas ajenas, me convencia que esa carrera me gustaba que erá mi pasión, grave error. Esto culmino en una serie de decisiones equivocadas que sabotearon mi camino un par de años. Después de haberme graduado y haber fundado un par de negocios, me percaté que había cierta desazón en mi vida. Por alguna razón no disfrutaba lo que hacía, no me satisfacían mis actividades. La emoción inicial de haber fundado un negocio se había diluido al poco tiempo, y obviamente la poca voluntad, el poco esfuerzo y la soberbia de creer que lo sabía todo me trajo resultados negativos.

Antes de continuar te tengo que compartir que ahora que lo veo en retrospectiva, no puedo evitar sentir cierto agradecimiento con ese yo del pasado, con todo su ego, malas decisiones, etc. sin saberlo, he podido aprender volúmenes de esas vivencias y fracasos. 🙂

Retomando, te cuento que continuamente me invadían sentimientos como la ansiedad, el estrés, la pereza, el desánimo, entre otros; sentimientos y emociones que hoy son consideradas como normales. Precisamente el considerar estas cosas como normales me hacía creer que de esto se trataba la vida. Adonde mirara, ya fuera con amistades o familiares, predominaban dichos sentimientos. Era raro encontrarme con una persona verdaderamente apasionada por su trabajo. En esos momentos fue que comencé a preguntarme más acerca de la pasión. Siempre había escuchado a gente por todos lados aconsejar seguir tu pasión y hacer lo que te gusta, sin embargo, nunca me había dado la oportunidad de profundizar en eso. Y fue por dos razones: La primera era que, mucho de lo que se dice en torno a estos temas, lo consideraba, y sigo considerando como simplista. Es obvio que a todo el mundo le encantaría dedicarse a lo que gusta si tuviera la oportunidad.

El problema radica en que nadie nos dice cómo hacerlo, y más importante aún, mucha gente no tiene ni la más remota idea de que es lo que les apasiona, lo que me lleva mi segunda razón. Una de las que me ha llevado a crear Universo Hindú. La otra razón, y más importante, fue que, según yo, desde que iba a seleccionar mi carrera, y probablemente años antes, era algo que me gustaba, en mi mente no tenía porque ir a buscar mi pasión debido a que, según yo, ya la había encontrado, según yo, eran los negocios, sin embargo, nada estaba más alejado de la realidad.

Fue después de muchos errores y ayuda gigantesca de Dios que poco a poco me di cuenta que no tenía idea ni de quién era ni de lo que quería en la vida, requirió de una profunda crisis existencial el redescubrir mi camino, el retomar esa curiosidad que tenía de pequeño, ese asombro que inundaba mi ser al mirar a las estrellas. 

Después de esta crisis y de una gran lección de humildad, dediqué tiempo a pensar en qué me gustaba realmente. Después de pasar meses investigando, introspectando y meditando, comencé a darme cuenta de que mi pasión era el conocimiento y compartirlo; y lo más sorprendente fue que era algo que siempre había estado haciendo sin darme cuenta. Gracias a patrones de pensamiento y de comportamiento nocivos me enrede en una serie de actividades que ocultaban mi pasión y la limitaban, hoy, tanto en la Agencia como en Universo Hindú, puedo hacer el deber que más me gusta, compartir el conocimiento que he aprendido por medio de la investigación y la experiencia personal para que las personas puedan sacarle máximo valor.

Siempre me encantó la investigación, al tener una mente que cuestiona por naturaleza, era para mi obligado alimentar mi mente con conocimientos nuevos. Estudiaba a las religiones, filosofía, ciencia (en concreto me apasiona la mecánica cuántica y la astrofísica, soy mero aficionado de estos temas pero me encantan) y por supuesto, la mente humana.

Ahora te recomiendo seguirte con el vídeo en el que cuento más a fondo la parte espiritual y cómo llegué a este maravilloso camino, Aprecio mucho que hayas dedicado tiempo a leer esto y espero puedas llevarte algo para aplicar en tu vida.🙂

Arturo R. Lomelín